jueves, 8 de octubre de 2009

The Pillows

Banda de rock japonesa. Realizaron la bso de la serie anime FLCL (Fooly Cooly). Les ofrecemos unos fanvídeos con las imágenes de la serie y otros que no tiene nada que ver con ésta.
Advice
Advice (extraña versión techno)
Advice (brutal instrumental)
FLCL Themesong (Ride On Shooting Star)
(Ending de FLCL)
FLCL (Ending sin créditos)
Ride On Shooting Star
(Vídeo oficial. No es de animación, pero el tema es el ending de FLCL. Y los que no conozcan a la banda verán qué caretos tienen.)
Hybrid Rainbow
Funny Bunny
Go! Go! Jupiter
(Vídeo oficial. No es de la serie.)
Super Trampoline School Kid
(Clip casero español. Temazo semiinstrumental)
Terminal Heaven's Rock
Instant Music
(Divertido fanclip de animación)
Surf of Candy Stripper
(Un temazo surf instrumental, del dvd Lostman Go To America)
Sleepy Head
(directo 27-jun-06 en Whiskey a Go Go, Los Angeles)
Delisious Bump Tour In USA (2005)
Runners High-Hybrid Rainbow
Advice + ending
Un directo en japón, 15th Anniversary Special Live (at SHIBUYA-AX), con intercalado de unas animaciones muy molonas.
Please Mr.Lostman-Little Busters
Another Morning-One Life
Paris Woman "Marie-All the Way to the Edge of This World
Ride On Shooting Star
Terminal Heaven´s Rock-Runners High


Tokyo Bambi

Reality TV, pornografía emocional

¿Qué motiva a un ama de casa a largar en público que su hijo se droga, su marido la maltrata y ella, finalmente, se ha vuelto lesbiana? ¿Si no lo hace por dinero, porqué lo hace?

A estas alturas, los cinco minutos de fama de los que hablaba Warhol ya no justifican la búsqueda obsesiva de la humillación pública. Es comprensible que uno quiera salir en la tele para que lo vea el barrio o la familia, pero ¿eso implica por necesidad dejarse tomar el pelo y, encima, disfrutarlo?
Expertos y profesionales de reality shows ratifican que muchas veces las personas necesitan la televisión para contar experiencias catárticas y solucionar así sus problemas. ¿Es este el nuevo sentido de las palabras "servicio público"? ¿Dependerán ahora las teles de las partidas presupuestarias del ministerio de sanidad?

Aún así, lo que las teles no cuentan es que muchas veces son ellas las que empujan a estas personas, incluso manipulándolas con técnicas de persuasión nada terapéuticas. En los procesos de captación se elaboran fichas muy detalladas de los candidatos y se eligen los de perfil más particular. Al final se están creando profesionales del testimonio, personas que van pasando de programa en programa contando experiencias que en ocasiones ni siquiera son suyas. Lo hacen por divertirse o por tener notoriedad, y les salen además baratos a las televisiones. ¿Es esto ético? ¿Debe la televisión alentar las neurosis de las personas? ¿Es lícito que se utilice a la gente que, a veces, no discierne claramente por sí misma?

La utilización de lo que ahora se denomina con un anglicismo que ya ha pasado al acervo popular, freaks (freakies, frikis, friquis...) es algo que de alguna manera lo empezó Cárdenas desde los diversos programas de Arús, y que llegó a su apogeo en Crónicas Marcianas. Aunque en disculpa podríamos decir que muchos de ellos sí saben claramente lo que hacen y sacan partido de ello, también hay muchos que no, probablemente. En principio eso es algo patético y lamentable, pero... son mayores de edad, no están internados en un centro psiquiátrico y, si pueden votar, también pueden salir en la tele para que se rían de ellos, y además cobrando un dinero. Carmen de Mairena, por ejemplo, ha pasado del submundo en el que se encontraba a hacer galas por todos los pueblos del pais e, incluso, protagonizar alguna peli porno (sí, ya, no es lo mismo que si te contrata Almodovar, pero...). Poniendo un símil un poco tontorrón, acorde con este escrito: los gladiadores conseguían su libertad a cambio de exponer su vida; éstos exponen su dignidad a cambio de la fama. De todas formas, como digo, hay algunos que se creen que lo están haciendo de puta madre y que no son conscientes realmente de que los ponen en la tele para que se rían de ellos, más que con ellos, y produce vergüenza ajena ver como, por ejemplo, el "sapientísimo" Cárdenas se aprovecha de la cortedad de algún personaje diciéndole palabras o planteándole cuestiones que éste no puede entender. ¿Nos gusta ver como la gente hace el ridículo en la tele?



Ha llegado un momento en el que la frontera que separa unos programas de otros es mínima, en el que los periodistas del corazón se convierten ellos mismos en el centro de la noticia y, en un efecto de retroalimentación extraña, son ellos -"ellas", la mayoría de los casos; es así- los que reciben llamadas anónimas amenazantes, acaban llorando... Aunque personalmente lo que más rechazo me produce es el gran auge de los reportajes de, por ejemplo, 7 Dias, 7 Noches de Teresa Viejo (sin no me equivoco, aún directora de Interviú) o Diario de..., capitaneado por Mercedes Milá, que no son otra cosa más que sensacionalismo puro que nos venden como "servicio público", "periodismo de investigación" o "de denuncia", y eso mismo se contagia a los informativos, los telediarios que se presuponen serios y rigurosos (en especial el de A3).

Pero hablando de los programas específicamente talk show, en principio no aplico ninguna crítica especial a éstos; hay que verlos -¡o no!- como lo que su palabra indica: un espectáculo, como una película, porque muchas veces la gente que sale ahí no dejan de ser actores que siguen un guión, con lo cual no se pueden tomar en serio. ¡Los directores de cine deberían estar atentos a esos realities, porque son una magnífica cantera!

Un claro paradigma casposo de esto: hace un tiempo, en todos los programas de zapping (un subgénero televisivo, éste, también digno de destacar) aparecían fragmentos del que presentó la inclasificable Leticia Sabater desde una tele autonómica -no recuerdo el nombre-. En eso programa las discusiones entre los asistentes se llevaban al límite, al extremo de llegar a las manos; a imagen y semejanza de otros que se hacen en América -especialmente la latina-, unos mozos de seguridad se encargaban de que la sangre no llegase al río. Pero es que resulta que ese programa era un auténtico tongo. Cualquiera podía ver que todo el mundo ahí estaba haciendo un papel, y muy mal interpretado. Era una parodia. Y los temas que se trataban eran infidelidades y chorraditas así.

Pero la realidad supera la ficción. A veces se juega rozando la inmoralidad, en su más amplio sentido. Y sin irse muy lejos del terruño.

Comentaremos a continuación unos cuantos realities que se han emitido o aún se emiten en los USA y Europa, aunque no sería raro ver alguno en un futuro adaptado a nuestra idiosincrasia. Son curiosidades y, al margen de su valor social y cultural (ninguno: es basura y morbo, nada más; cheap entertainment) resultan divertidos. Lo penoso, lo feo feo, os lo cuento en la 3ª parte.

-Mi gran gordo y vergonzante novio. Una chica debe convencer a su familia de que se va a casar con un obeso y grosero novio, lo cual es mentira. Si lo consigue, se lleva el premio, y si no, se lo lleva el gordo. Éste, naturalmente, hará todo lo posible por ponérselo difícil a la chica.

-Amish in the city. Como un gran hermano en el que juntan a unos miembros de esta secta con unas tías de Laguna Beach un poco ligeras de cascos. Después de la primera edición, sólo uno de los amish decidió seguir con su vida anterior.

-Vote for me. En el Reino Unido. Reality con mi más ni menos que políticos. Ganó uno de ultraderecha (bufff...).

Existía otro, no recuerdo el nombre, que consistía en que famosos de serie b, viejas glorias, se sometían a intervenciones quirúrgicas y ganaba quien mejor estuviera operado. Se llegó a operar uno de los Mothley Crue, no os digo más.


Y en este mundo donde prima la imagen exterior sobre todo lo demás no podían faltar programas en los que gente anónima se somete a operaciones de cirugía estética. Y lo más terrible: fans enfermos -no pueden ser otra cosa- que se operan para parecerse a sus ídolos, como esa chica que, no contenta con tener ya el mismo coeficiente intelectual de Britney Spears, también deseaba tener su aspecto físico. ¡Y lo consiguió!


Casi mejor que se lleguen a esos extremos. Es como en el deporte: en general, estoy a favor del dopaje; total, ya que están convirtiendo a los deportistas en unos monstruos haciendo que entrenen en exceso -que sean sobrehumanos- pues que también se droguen, que haya mutaciones genéticas, que los conviertan en cyborgs...




Y ahora lo penoso, y sin irse tan lejos,

-Lo que necesitas es amor (A3). Hace un tiempecito presentaba este programa el fallecido Jesús Puente (antes había ocupado su lugar Isabel Gemio). Quien había sido un gran actor ahora se dedicaba a mediar entre parejas y matrimonios deshechos para intentar volver a unirlos, como si de un Celestino catódico se tratase. En principio el propósito del programa parecía bonito (y cursi); unas veces se lograba, otras no, y cuando se lograba esa reconciliación uno no sabía si realmente eso seguiría así tras las cámaras, en el mundo real. No dejaba de ser basura emocional: la mayoría de las ocasiones los que solicitaban la ayuda eran hombres de mediana edad, bajo estrato social y cultural, borrachos y/o puteros. Y maltratadores.
En 1997 se sentó junto a Jesús Puente un señor de carita redonda y gesto bondadoso que pedía a su mujer que le perdonara porque “sólo le había dado cuatro guantazos”. Estaba arrepentido, decía él. Y continuaba diciendo el angelito: “Para evitar disgustos, e incluso crímenes, que por el crimen yo he llegado a amargarme por completo, lo único que quiero es que vuelvas, por favor. Un beso, cariño”.La mujer se llamaba, aún se llama, Isabel, y respondió ante las cámaras a su petición con esta frase: “La primera vez que me pegó tenía un mes de embarazo y un mes de casada. Él me lo quería quitar a base de golpes, diciendo que antes de tener una bruja en su casa prefería verme muerta”. Isabel, afortunadamente, se libró de una muerte segura. La que no se ha librado es la segunda mujer del tipejo. Ya está muerta. Él también, porque se cortó la yugular. Los responsables del programa no repararon en sentar en el plató a un tipo que reconocía haber maltratado a su mujer; un tipo que incluso mencionaba el crimen entre su planes. La audiencia es la audiencia.
Sería fácil pensar que cuando esto ocurrió, en 1997, nos faltaba a todos la suficiente concienciación en el tema del maltrato y no sabíamos ver las dimensiones que en realidad tenía el monstruo. Pero no, porque hay referencias de hace sólo año y pico.
Otro programa de la misma cadena con presentadora innombrable, tuvo la genial idea de llevar a plató a una mujer canaria aburrida de recibir palos, porque su marido, que acababa de salir de la cárcel por agresor y por haber abusado de sus hijos, había dicho ante las cámaras en la puerta de la prisión que lo primero que iba a hacer era matarla. Las autoridades canarias tuvieron que esconder a la mujer y a los chavales y ponerlos bajo protección. El tema se conoció en toda España. Pese a ello, el programa la localizó y logró convencerla para que, de incógnito, volara a Madrid para contar su historia. La mayoría de la redacción se emocionó: “¡Menudo temazo!”, “¡Cojonudo!” “¡Qué historión!”, “¡Vamos a arrasar!”... Una mínima parte calló, mientras otra insignificante representación vomitaba. Una genio descerebrada tuvo de repente la siguiente idea: “¿Y si localizamos al marido para que entre en plató sin que ella lo sepa y nos dé su versión?”. Alguien interrumpió su vómito para decir: “¡Pero cómo vamos a meter en un plató a los dos si el juez ha dictado una orden de alejamiento!”. La misma genio descerebrada, que mandaba mucho, respondió: “Nuestra obligación con la audiencia es contar las mejores historias”. La premura de la tele salvó a aquella mujer, quizás, de una muerte en directo, porque no hubo tiempo material para localizarlo, meterlo en un avión y que hiciera su aparición sorpresa en el programa. Se intentó entonces que entrara por teléfono, pero, finalmente, no pudieron encontrarlo.

-U 24 (Tele 5). Se está cumpliendo estos días aquella, en principio, sana y virtuosa iniciativa que se dió en llamar la Protección Televisiva del Menor, esa especie de impulso que vino del Gobierno y de algunos sectores bienpensantes de la Sociedad. Esa medida consiste simplemente en no emitir escenas de sexo o escabrosas ni pronunciar tacos ni tratarse temas perniciosos para los niños en horario infantil. Me parece muy bien (bueno, en fín, sería un tema a tratar aparte), pero luego choca bastante ver en este programa -las cámaras en un hospital de urgencias, filmando todas las miserias y los dolores de la gente que tiene la mala fortuna de ir a parar ahí- como atienden a un chaval que ha sufrido quemaduras muy graves.
Gratuíto, morboso y sin ninguna justificación. ¿A qué viene eso? ¿De qué nos sirve a nosotros que nos muestren el sufrimiento de un niño? Un niño al que no le tapan la cara, sino que la enfocan en primer plano, llorando. En un hospital público, ¿eh? ¿Qué director de hospital da su permiso para que entren unas cámaras y se dediquen a revolotear alrededor de un niño con quemaduras en el 60% de su cuerpo, lo menos? Y ahí estaba también su madre. ¿Qué madre permite eso? ¿Le pagaron? ¿No? Bien, ésta es la protección del menor.

-Ruffus y Navarro Unplugged (La Primera). Pepe Navarro, el hombre que ha hecho de la estética y la ética una parodia, que presenta a actores haciendo ver que son protagonistas de hechos reales... En este programa, que por suerte ya no se emite, hablando de la "nueva familia española", mostró a los espectadores un trío: una mujer muy gorda y dos tipos mayores con un aspecto de lo más infeliz, uno su marido y otro su amante, que vivían en bizarro contubernio. Mentira, claro: eso eran tres personajes raros que ha pillado vete a saber dónde, les ha dado unosbocatas y unos euritos y, hala, a hacer el número.
Bueno, eso son chorradas, pero es que con la misma "técnica" el Navarro abordó un tema tan serio y grave como es la violación. Un supuesto violador, alias "violeta" (qué derroche de imaginación), aparece en una habitación con la cara difuminada y haciendo unas declaraciones que se nota a la legua que están siendo leídas, las palabras no coinciden con las imágenes, que además están distorsionadas. Uno no puede evitar tener la mosca detrás de la oreja. Pero es que el tío no tuvo bastante con eso, sino que a la noche siguiente trajo a ese personaje al plató, disfrazado con peluca, bigote, gafas y todo lo necesario para guardar su "anonimato", siguiendo así con la mascarada. A ver, Pepe, si ya lo habías puesto en una entrevista grabada, porqué lo vuelves a traer otra vez? ¿Qué aporta de nuevo esa nueva aparición? Nada en absoluto. Bueno, sí: la posibilidad de seguir estirando el chicle. Parecería un gag, si no fuera por el tema tan delicado que se trataba.
Pepe Navarro es muy libre de hacer la basura que quiera, pero que frivolice con otras cosas y no con algo como la violación, ¿no creéis?
Pero, bueno, ¿qué se puede esperar del tipo que convirtió el caso de las niñas de Alcáser en todo un circo (Esta noche cruzamos el Mississippi) y fue condenado por injurias y calumnias a la farmacéutica de Olot al acusarla de haber fingido su secuestro (La sonrisa del pelícano)?
Y luego tiene la poca vergüenza de salir en el programa de Jesús Quintero haciéndose la víctima y despotricando contra la tele basura. ¿Y qué es lo que ha hecho él toda su vida? ¡Si es un pionero! Yo flipo.


"¡Tengo derecho a mi intimidad!"

Y hay más. Y cada temporada habrá nuevos, y todos con la premisa del escándalo y el urgamiento en el morbo como bandera. Y los seguiremos criticándo y viéndolos a escondidas. Pero hasta cierto punto, ¿eh? En ocasiones, en el mejor de los casos, este mundo llega a aburrir, empacha. En el peor, asquea. La "evolución" desde Vídeos de Primera hasta hoy ha sido inexorable, y cuando se pase de "la vida en directo" de GH a "la muerte en directo", que no cuenten conmigo. Creo.

lunes, 5 de octubre de 2009

Minutos Musicales: The Replacements-Live at the Ritz

Una banda mítica de Minneapolis, The Replacements.

En el 87 hicieron un concierto cuyo set list fué el siguiente:

I.O.U.
Nevermind
Hold My Life
I Will Dare
Lovelines
Can't Hardly Wait
Little Mascara
Swinging Party
Bastards Of Young
Within Your Reach
The Ledge
Waitress In The Sky
Sweet Home Chicago
Favorite Thing
Tommy Gets His Tonsils Out
Unsatisfied
Go
Nightclub Jitters
California Sun
Another Girl, Another Planet
Kiss Me On The Bus
Skyway If Only I Was Lonely
Color Me Impressed
Takin' A Ride

¿A qué esperas? ¡Bájate el archivo en zip!

THE REPLACEMENTS :: LIVE AT THE RITZ :: 1987

The Space Age of Pop Music

Paseando por la web me he encontrado con un enlace a The Space Age Pop Music Page. Una web dedicada a estas variantes musicales de los años 50 y principios de los 60 donde se mezclaban Lounge, exótica, jazz y ritmos tribales.
Entre los autores podemos encontrar a pioneros del HI-FI tan dispares como Henry Mancini, Esquivel, Les Baxter, Ray Connif, Xabier Cugat, Quincy Jones, Paul Mauriat, Perez Prado, Louis Prima o Tito Puente.
La página en cuestión tiene una selección para descargar en mp3, de la que les recomiendo encarecidamente que se bajen este magnífico tema de “Los Brasilios” llamado “No te Esconde“. Una buena canción para empezar el lunes con una gran sonrisa y los pies bailones.
Y para los amantes de las galerías de portadas de discos de vinilo, les voy a recomendar Space Age Pop a go-go: Una imprescindible selección de las portadas de esta delirante música,
The sound of tomorrow today!


¡Ah, pero es que hay más! Otra web donde bajar viejos vinilos digitalizados en sonido Stereo espectacular. En esta ocasión el proyecto es apañó, se trata de Phil Musical’s Lounge Corner.
Su declaración de principios es bien clara: En la web encontrarás “Bossanova, mambos, cha cha chas, easy listening, lounge, space age pop, elevator music, hammond grooves, ye-ye sounds, library music y muzak”, en su mayor parte, de la tierra.
Entre los discos que se han subido hasta la fecha hay vinilos de: Xavier Cugat, Alfredo Domenech, Rafael Ibarbia, Waldo de los Ríos o la Orquesta Maravella. Un buen lugar donde encontrar joyas relegadas al olvido, que ahora podrán ser la estrella de cualquier guateque.

Scar Stuff

Me he topado con una de esas joyas que merece la pena reseñar aquí. Se trata de Scar Stuff, un blog donde encontaremos discos rarísimos. Su autor en el primer post dice que en la web encontraremos sus obsesiones musicales: discos infantiles, basurilla de Halloween, Punk Rock (¡siii!) y rarezas de todo tipo. Y visto lo visto me da que no nos va a defraudar.
Entre los discos que han ido subiendo hay desde música promocional de cereales, discos de efectos de sonido terroríficos, un tremendo album de Los Munster, un disco porno del 71, un vinilo con dictados para aprender a mecanografiar, o este impagable ¡¡¡Pink Panther Punk!!!

Vampirella


Free Image Hosting at www.ImageShack.us Free Image Hosting at www.ImageShack.us
Portada del mítico No. 1 del comic Vampirella (Warren Publishing, oct. de 1969), obra de Frank Frazzeta. Al lado, una versión del mismo autor bastante "diferente" que no vió la luz hasta varios años después. Tal si fueran los cuadros de la Maja de Goya.

(Dadle al dibujo de la derecha, que tiene sorpresa).

Marvel comics y la filatelia

Después del affaire que ha ocurrido con esa gran estafa filatélica, me viene a huevo presentaros esta curiosa galería de sellos de personajes de Marvel Comics. Y tranquilos, que aquí no engañamos a nadie.
Lo que más mola es que además nos encontramos las páginas de donde se han extraído los dibujos para ilustrar los sellos, y se indica el nombre del dibujante. Todo un detalle (¡y un curro!).

Publicidad: así nos persuaden

Estamos inmersos en un estado capitalista. Y, por libertarios y librepensadores que seamos, sería un error no querer saber cómo funciona ese estado; solo desde el conocimiento podremos actuar en consecuencia. Y un aspecto clave de este mundo inmerso en la competitividad más furibunda que nos ha tocado vivir es la publicidad.


Cree en mí
¿Qué resortes utilizan los publicistas para convencernos de que necesitamos determinado producto? son muchos, la mayoría obvios y otros no tanto. En España creo que lo que más priva es el humor (un anuncio divertido vende)... y el miedo. Sí, el miedo: debes comprar nuestro limpiasuelos porque sólo así tu familia estará libre de gérmenes, por ejemplo. Aunque la publicidad eso te lo venderá como seguridad. Seguridad, fiabilidad... poder, sexo... Y parece que también es más habitual en todo el mundo fidelizar a los consumidores utilizando una tendencia fuertemente espiritual.
Kevin Robbins, el presidente ejecutivo de Saatchi & Saatchi, afirma haber descubierto la fórmula para convertir cualquier producto en un objeto de devoción, y que hay marcas que conectan y que queremos. No que nos gustan o que respetamos o usamos, sino que queremos, amamos. Robbins llama a su gran idea love marks, marcas de amor o señales de amor. Una lovemark es "una marca que ha creado lealtad más allá de la racionalidad. Misterio, sensualidad, intimidad que reconoces inmediatamente al sentirlo en tu corazón". Pero hay pocos ejemplos de cuándo la publicidad ha conseguido ese encanto tan tremendamente cursi. Coca-cola sería uno, pero son contadísimos los casos en los que se ha logrado esa conexión emocional con los consumidores.
Si rascamos la superficie del autobombo publicitario, descubriremos una ansiedad perturbadora. ¿Qué funciona, cuándo funciona y con quién? La verdad es que, a pesar de todos los estudios realizados que podrían llenar una biblioteca, nadie lo sabe.


A traición
Como todos los años, los ejecutivos de las diferentes cadenas de televisión presentan la próxima temporada y a sus estrellas, y ahí están los publicistas haciendo cola para comprar sus minutos de spots. Pero recientemente el modelo ha comenzado a tambalearse. Los anunciantes grandes, como American Express, están perdiendo la fe en el tradicional anuncio de 30 segundos. Las audiencias de tv miran cada vez menos los anuncios, en USA y UK las cadenas pierden televidentes a causa de la tele por cable y la aparicion de los videos digitales con las últinas tecnologías permiten eliminar los anuncios del todo. Los anunciantes están acojonados; en cuestión de cinco años habrá un enorme porcentaje de población que dispondrá de esa tecnología. Y eso no es mucho tiempo mpara crear modelos nuevos.
¿Qué contramedidas tienen los publicistas para los televidentes con control remoto? Si la audiencia pasa de los anuncios y va directamente a los programas, ¿porqué no formar parte de los programas mismos? Y eso es precisamente lo que sucede en prácticamente todos los programas y teleseries que se ven en todas las cadenas del mundo (y también, ya lo sabéis en España): la publicidad más o menos encubierta, o simplemente de forma descarada, asalta al espectador a la menor ocasión. Bueno, en la vida real estamos rodeados de publicidad y de productos con marcas bien visibles, así que ¿porqué no aprovecharse de este hecho?
Pero eso no es sólo una práctica habitual de la tvm sino tanbién de Hollywood. En la película Yo soy Sam, Sean Penn interpreta a un camarero retrasadito que trabaja en un establecimiento de Starbacks, la cadena de cafeterías más grande del mundo; podría decirse que el verdadero protagonista de la peli es Starbacks. Otro caso flagrante sería Náufrago, donde Tom Hanks trabaja para la empresa de mensajería Fed Ex, que no tiene poco protagonismo, tampoco.
¡Hey, y también en la música! Diversos músicos y grupos se hacen socios de grandes marcas y estrenan sus canciones con anuncios a fin de llegar a un público más amplio. Incluso gente como Sting o Bob Dylan, el antistablishment por excelencia; sonada fué la colaboración de éste ultimo con la marca de ropa íntima Victoria´s Secret.
Por no hablar de los sponsors deportivos...


Próximamente, el psiquiatra Clotaire Rapaille, la publicidad política y ¡EL VERDADERO GRAN HERMANO, que existe!

Los "otros" Tom y Jerry


Si yo digo "Tom y Jerry", al momento vendrá a tu mente la entrañable imagen del gato Tom y el ratón Jerry, los protagonistas de multitud de cortos de la Metro Goldwind Mayer. Pero una década antes (!) ya existieron otros personajes que ostentaban esos nombres. Si sigues leyendo podrás, además, bajarte ocho de sus cortometrajes.

Eran los años 30, los inicios del cine de animación americano, cuando Van Beuren creó modestamente Tom & Jerry. En un principio debían ser dos ratones, pero para evitarse problemas con cierto ratón de la Disney se decidió que fueran humanos -mas o menos-. No eran dos enemigos acérrimos, como sus aún no nacidos tocayos, sino dos compañeros que vivían inverosímiles aventuras en un entorno surrealista (el surrealismo extremo y lo absurdo eran la pauta común de los dibujos animados del momento). Esas animaciones eran algo toscas, aún para su época, pero el estilo de dibujo -aunque similar al de las demás compañías- era de una sencillez muy atractiva y de lo más divertido.
Y no me enrrollo más, aquí tenéis estos incunables. ¡Disfrútalos!

-Pencil Mania (1932) MPEG1
-Fireman's Life, A (1933) MPEG1
-Plane Dumb (1932) MPEG1
-Pots and Pans (1932) MPEG1
-Swiss Trick (1931) MPEG1
-Piano Tooners (1932) MPEG1
-Spanish Twist, A (1932) MPEG1
-In The Bag (1932) MPEG1

Si quieres saber más de estos personajes, visita http://www.cartoonresearch.com/tomjerry/index.html

Maréva Galanter


Maréva Galanter/Scopitone : On roule à 160


Maréva Galanter/Scopitone : 7 h du matin



Maréva Galanter: Pourquoi pas moi


Maréva Galanter/Scopitone: Laisse tomber les filles

Comment or go to hell!!!

Comment or go to hell!!!